Quinta versión de la Radiografia del Cambio Social revela aumento de problemas de salud mental

  • Las personas que solo teletrabajaron presentaron más síntomas depresivos que quienes se desempeñaron en formatos híbridos.
  • Un 68,5% de los hombres asegura no haber presentado síntomas de depresión, en tanto que un 45,2% de las mujeres ha admitido padecer alguno.

Quedarse en casa, con o sin trabajo remunerado, aumentaría los síntomas de depresión, según reveló el último Estudio Longitudinal Social de Chile (Elsoc) que anualmente realiza el Centro de Estudios de Conflicto y Cohesión Social (COES).

COES

El COES es un centro de investigación interdisciplinario patrocinado por la U. de Chile y la PUC, y cuenta como asociados a las universidades Diego Portales y Adolfo lbáñez.  Indaga 7 módulos temáticos: Territorio; Redes y actitudes sociales; Ciudadanía y democracia; Desigualdad y legitimidad; Conflicto social; Salud y bienestar; y Caracterización sociodemográfica.

Salud Mental

Si bien un 83,7% de la población chilena está satisfecho con su vida, los resultados de las respuestas evidencian una alta prevalencia de síntomas depresivos en general.

Mientras un 48,6% de los encuestados no presenta síntomas, un 32,6% admite tener alguna sintomatología depresiva media; 11,2%, síntomas depresivos moderados, y 7,7%, depresión moderada-severa a severa.

El 68,5% de los hombres indica que no ha presentado síntomas moderados a severos en ninguna ola del estudio, versus un 45,2% de las mujeres. Asimismo un 14,4% de las mujeres, frente a un 4,5% de los hombres, presenta una carga alta de síntomas depresivos a lo largo del tiempo. «Las mujeres no solo presentan una mayor prevalencia de síntomas depresivos, sino que además sufren una mayor persistencia y recurrencia de los síntomas. A las mujeres les cuesta más recuperarse de un episodio depresivo que a los hombres«, manifiesta el estudio.

Modalidad de trabajo

Al medir la situación de las personas frente al teletrabajo, considerando que la pandemia obligó a modificar las rutinas, quienes solo tuvieron régimen  de teletrabajo presentaron más síntomas depresivos moderados a severos (16,7%), que quienes lo alternaron con formatos presencial (11,2%), «lo que podría estar sugiriendo que modalidades de trabajo híbrido permiten combinar lo mejor de ambos mundos«, sostiene el informe.

La encuesta mostró, además, que un 19,2°/o de los trabajadores remunerados se desempeñaron en su jornada completa desde el hogar; un 9,4% lo hicieron de manera híbrida; y un 71,4% continuó en modalidad presencial.

Compartir artículo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.