Pese a la pandemia, sube la cifra de pequeños productores mineros activos en el país

  • Incluye a firmas que venden cobre y oro a Enami

  • Se trata de una actividad clave para varias comunas y que representa el principal sustento de unas 50 localidades en Chile.

  • No solo la gran minería del cobre ha logrado mantener la continuidad operacional de sus faenas en lo que va del año, y es que en el caso de la pequeña minería, pese a los efectos de la pandemia, ha mostrado un alza en comparación a lo visto en 2019.

Según las cifras de Enami, en lo que va del año existe un promedio mensual de 789 productores de cobre y oro activos que venden sus minerales en los planteles de la estatal, lo que representa un alza de un 6% respecto al promedio de los primeros ocho meses de 2019.

Incluso en el mes de abril, cuando el precio del cobre recién comenzaba a repuntar, se contabilizó un peak de 834 comercializadores. En dicho período, gracias al mecanismo de sustentación, que da base al precio en su máxima banda en 30 centavos adicionales a la cotización del metal rojo, permitió que los productores mineros de la pequeña minería pudieran observar un precio de 263,7 centavos de dólar la libra, unos 30 centavos más que el precio internacional.

A partir del segundo trimestre, uno de los factores que ha influido en este crecimiento es el alza que ha tenido el valor de los minerales, y es que se trata de un sector muy sensible a las variaciones de los precios.

"Lógicamente, al aumentar el precio, el negocio mejora sustancialmente para el pequeño minero, lo cual repercute en au¬mentar el volumen de producción, puesto que el productor minero no debe seleccionar mineral de mejor ley. Esto le permite bajar la ley de entrega, pero además potencia la reactivación de faenas mineras e ingresan nuevos actores productivos", explica el vicepresidente ejecutivo de la Enami, Robert Mayne-Nicholls.

En el caso del oro, cuyo valor ha promediado los US$ 1.500 la onza, la apreciación ha influido de forma relevante en el aumento de producción y recepción de oro en las plantas de la estatal. La recepción de este mineral entre las plantas Matta y Vallenar ha aumentado en un 200%.

En medio de la pandemia, y las complejidades económicas que ha tenido que enfrentar Enami, el fomento de este sector productivo ha tomado aún mayor preponderancia, es por eso que en los últimos dos años, se ha beneficiado a la pequeña minería con una inversión de más de LIS$ 25 millones para el desarrollo de instrumentos de fomento y créditos para el sector.

"Este año hemos creado dos nuevos instrumentos de fomento, el de reactivación de faenas mineras que ha permitido reactivar y poner en marcha 46 faenas mineras a lo largo de nuestro país, lo cual ha sido muy valorado por el sector de la pequeña minería, ya que a través de un financiamiento de hasta US$ 35.000, los productores mineros pueden poner en valor sus yacimientos paralizados", explica Mayne-Nicholls.

Importancia local

Según explican desde la estatal, estos productores han jugado un rol clave en la reactivación de las economías de distintas comunas del país, en el que esta industria es la principal actividad.

"La pequeña minería es el sustento de cerca de 50 localidades a lo largo de nuestro país. Este oficio contribuye directa¬mente con el desarrollo económico de las regiones que no tienen operaciones mineras de mayor escala, ya que quienes desarrollan la pequeña minería viven y son parte de las comunidades donde se emplazan sus operaciones. De esta forma, la riqueza que crean los productores mineros va en directo beneficio de sus habitantes", explica el líder de la estatal.

En Enami señalan que estos productores han jugado un rol clave en la reactivación de las economías de distintas comunas del país, en el que esta industria es la principal actividad.

FUENTE: El Mercurio
Fecha: 19-09-2020

Compartir artículo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.