Dipres aprueba sobreendeudamiento de Enami y estatal lanza plan financiero

  • Busca conseguir fondos por US$ 45 millones:

  • La estatal informó de mermas por unos US$ 59 millones al cierre del primer semestre.

  • Producto de la falta de liquidez, Enami se vio obligada a repactar el pago por mineral de tres mineras medianas.

Se trata de un proceso clave para reprogramar pasivos, lo que será acompañado de una serie de medidas que buscan aumentar la capacidad de producción de la compañía.

La Dirección de Presupuestos dio luz verde a la Empresa Nacional de Minería para acceder a un sobreendeudamiento excepcional, proceso que resulta clave para sanear los problemas financieros por los que atraviesa la firma, que incluso la hicieron incurrir en impagos con algunas empresas y en la reprogramación de compromisos por falta de liquidez.

Con dicha autorización la estatal podrá reorganizar sus deudas y créditos, y acceder a financiamiento por cerca de unos US$ 45 millones.

"Esta es una muestra del compromiso del Estado de Chile con la empresa y con la pequeña y mediana minería del país. Al mismo tiempo nos impone una serie de desafíos para responder a esa confianza de nuestro accionista, y tratándose de recursos que son de todos los chilenos, nos obliga a redoblar nuestros esfuerzos por una gestión responsable y sustentable", sostuvo el vicepresidente de la estatal, Robert Mayne-Nicholls.

Prueba del complejo momento que atraviesa la compañía, son sus resultados al primer semestre, donde la empresa acaba de revelar pérdidas por US$ 59 millones, lo que representa un aumento de más de tres veces frente a los US$ 14 millones que perdió en igual tramo de 2019.

En la primera mitad del año, los ingresos de la firma alcanzaron los US$ 518 millones, un 8,84% menos que igual período de 2019, mientras que las ventas físicas de cátodos de cobre mostraron una disminución del 12,2%, principalmente producto de una menor disponibilidad de Ánodos para maquila en la división Ventanas.

En esta línea, la empresa dio inicio a un plan operacional que incorpora medidas como la licuación de activos en stock, la ampliación de la capacidad de producción, como es el caso de su plantel en Taltal, y un contrato de minerales de baja ley para su planta en El Salado. A esto se suman programas de contención de costos y la revisión de la posibilidad de enajenar activos prescindibles.

Respecto de esto último, conocedores de la situación descartaron que se trate de la venta de la participación en Quebrada Blanca, como ha trascendido, y apuntaron a que se trataría de infraestructura que no está relacionada con el negocio minero.

Desde la estatal, comentaron que también han impulsado una serie de iniciativas ligadas a la transparencia. "Queremos incorporar las mejores prácticas de gobierno corporativo y transparencia, de manera que no solo los fiscalizadores y regula¬dores puedan acceder a información de la empresa, sino que también todos nuestros socios estratégicos, trabajadores y público en general. En Enami no tenemos nada que ocultar", recalcó Mayne-Nicholls.

PÉRDIDAS

La estatal informó de mermas por unos US$ 59 millones al cierre del primer semestre.

Producto de la falta de liquidez, Enami se vio obligada a repactar el pago por mineral de tres mineras medianas.

FUENTE: El Mercurio
Fecha: 15-09-2020

Compartir artículo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.