Desafíos de nuestra Organización Informática y Tecnológica

Hoy en día uno de los desafíos importantes que presenta el área IT MLC como consecuencia de los acontecimientos sucedidos este último tiempo, que han modificado dramáticamente con una rapidez inusual el escenario laboral y los hábitos de nuestra vida diaria, nos ha obligado a tener que asumir un liderazgo innovador para incorporar tecnologías y metodologías que nos permitan enfrentar y
adaptar los procesos cotidianos a esta nueva realidad sin afectar las operaciones de la empresa.

Nuestra función ha tenido que centrar más que nunca la atención en el usuario, ayudando y acompañando en el proceso de adaptación para derivar en el mejor provecho de las nuevas tecnologías incorporadas, además de, posibilitar y facilitar la ejecución de las operaciones de la organización, así como también, contribuir al cumplimiento de sus objetivos estratégicos.

Las estructuras de informática vienen evolucionando desde un modelo de organización jerárquica “vertical”, hacia una organización de generación de ideas, agrupando los recursos sobre la base de procesos y proyectos donde no prima únicamente el elemento tecnológico, sino que, el aspecto “satisfacción al usuario” constituye uno de los elementos centrales de su conducción.

Evolucionar hacia una estructura que permita reforzar e incorporar estos conceptos en nuestra organización, requiere implementar algunas tareas estratégicas
orientadas a:

  • Diseño de programas de formación/capacitación de las tecnologías que enfaticen la orientación al negocio, al usuario y a la asimilación de los nuevos enfoques.

  • Mejoras del acceso a la información: redes, herramientas de colaboración, herramientas de comunicación a distancia, etc.

  • Proveer servicios de soporte unificados para la gestión de las redes y de los sistemas.

    Integrar a técnicos y gerentes** para impulsar el cumplimiento de los objetivos del negocio apoyados en las nuevas tecnologías.
  • Disponer de canales de comunicación TI/usuarios, que permitan utilizar la información como un recurso corporativo.

Este camino a la transformación ha contado con el apoyo de nuestra gerencia, consciente de su importancia, lo que facilita alcanzar los objetivos trazados como una misión corporativa.

Claudio Ilabaca R.

Compartir artículo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.