Anglo financia proyecto de mediana minería por US$ 45 millones

Como parte de la diversificación de sus activos, Anglo American, una de las compañías más importantes del mundo, acaba de firmar el financiamiento de Minera Tres Valles, yacimiento perteneciente a la mediana minería, que recibirá en torno a US$ 45 millones a cambio de asegurarle producción a la también propietaria de Los Bronces.

Se trata de un préstamo en el que también participa el fondo de inversión Kimura, en el que se exige a Tres Valles cumplir ciertos rangos financieros, de costos de producción y de seguridad. La operación otorga un año de gracia y cuatro para solventar la deuda.

La faena, ubicada en la Región de Coquimbo, era propiedad de la familia Vecchiola hasta 2017 –quienes a su vez la adquirieron a la brasileña Vale–, cuando estos vendieron un 70% a la empresa canadiense Sprott. Esta última tiene en carpeta un ambicioso plan de expansión, que se espera esté en marcha a fines de 2021.

Según explica el director ejecutivo de la firma, Luis Vega, el plan minero contempla triplicar la producción anual, que el año pasado llegó a 6.000 toneladas de cobre fino, hasta las 18.000 toneladas. Entre 2022 y 2023 apunta a llegar a peaks de 21.000 toneladas de cobre, a través de optimizaciones de la planta de procesos. Esto, elevando la recuperación mediante una lixiviación salina.

A lo anterior se suma la compra de mineral a pequeños productores artesanales, así como el contrato de maquila que tienen con la Enami.

"Nuestro objetivo es consolidar las tres operaciones que tenemos hoy en funciones, luego de eso vamos a salir a buscar nuevos proyectos que ya tenemos en observación y que podrían significar nuevas adquisiciones para Sprott. A largo plazo sería interesante ir a países como Perú", explica Vega.

El encargado de la compañía agrega que el proyecto tiene un gran potencial, considerando que se encuentran operando en menos del 10% del total de la propiedad minera que poseen. Esta supera las 46 mil hectáreas y alimenta las expectativas de aumentar los recursos mineros, que hoy se proyectan para siete años más. Con todo, Vega releva también la importancia que tiene la mediana minería para el país y el potencial económico asociado, considerando su menor impacto en el medio ambiente y las comunidades. "A esto se suma que los grandes yacimientos ya están descubiertos, pero la mediana minería podría fácilmente proliferar", sostiene.

Respecto de los desafíos, advierte que son varios y bastante complejos, ya que actualmente este segmento cuenta con exigencias similares a la gran minería, pese a que los volúmenes e ingresos son menores.

Sobre el precio del cobre, cuenta que si bien no es el escenario óptimo, aún hay un "colchón" y que las alarmas se encienden cuando se baja de los US$ 2 la libra.

El Mercurio
21-08-2019

Compartir artículo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.